CO074
Bosques Secos del Valle del Río Chicamocha


Country/territory: Colombia

IBA Criteria met: A1, A2, A3 (2008)
For more information about IBA criteria please click here

Area: 300,000 ha

Protection status:

Asociación Calidris

Site description
El cañón del Chicamocha se encuentra ubicado en la cordillera Oriental, corresponde al valle medio del río Chicamocha y parte de los valles de sus tributarios como el río Suárez. Se trata de un área subxerofítica que se extiende desde las inmediaciones de Soata y Paz del Río (Boyacá), hasta parte del río Sogamoso, el cual es creado por la confluencia de los ríos Chicamocha y Suárez en el municipio de Zapatoca (Santander). Según Hernández-Camacho y Sánchez (1992), los biomas y orobiomas zonales que se encuentran representados en el cañón del Chicamocha son cuatro; primero, el zonobioma tropical alternohígrico, que corresponde al bosque seco tropical de zonas bajas (Holdrige 1967), donde hay un periodo prolongado de sequía, durante el cual la mayoría de las plantas pierden el follaje (Hernández-Camacho y Sánchez 1992); los elementos bióticos que lo componen derivan de los bosques más húmedos. Éste se encuentra ubicado en el valle medio del río Chicamocha, en Santander y Boyacá, en el piso térmico caliente. El segundo, zonobioma subxerofítico tropical, el cual equivale al bosque espinoso, o en parte, al bosque muy seco tropical (Holdrige 1967). Este zonobioma puede considerarse como un ecotono o bioma de transición entre el zonobioma alternohígrico tropical y el zonobioma desértico tropical (Hernández-Camacho y Sánchez 1992). Se encuentra en sectores pequeños del piso térmico caliente de los ríos Chicamocha, Suárez y Fonce, en Santander. Tercero, pedobioma subxerofítico del piso térmico templado, que se encuentra en algunos valles de la cuenca media del río Chicamocha y Suárez a manera de enclaves, donde aparecen comunidades con una fisonomía más o menos xeroforma, desarrolladas en pendientes o terrazas, sobre suelos incipientemente evolucionados y en condiciones climáticas semiáridas. Estos enclaves pueden continuar hasta el piso térmico cálido y hacia más altitud con el pedobioma quersofítico del piso térmico frío. En el cañón del Chicamocha, el dosel está configurado por arbolado bajo hasta unos 5 m de altura, con especies como el Gallinero (Pithecellobium dulce), Cuji (Prosopis juliflora), Yabo (Cerdium praecox), Tamajaco (Bursera graveolens), entre otros. Existen varias cactáceas de porte columnar denominadas canelones (Stenocereus sp., Armetocereus humilis, Monvillea smithiana, Pilosocereus aff. Browningia sp.) y otras cactáceas como tunas (Opuntia elatior, Opuntia dillenci, Opuntia aff. pittieri), guasábaras (Opuntia aff. tunicata), Melocactus spp. y Mammillaria colombiana (Hernández-Camacho y Sánchez 1992). Cuarto, pedorobioma quersofítico del piso térmico frío, el cual se encuentra a elevaciones entre 1.900 y 2.300 m aproximadamente, en la periferia del cañón del Chicamocha, en el norte de Boyacá, en un enclave más o menos extenso (Hernández-Camacho y Sánchez 1992). La vegetación es esencialmente perennifolia. La flora presenta algunos endemismos notables, y probablemente en su condición climática esta vegetación era un bosque bajo relativamente denso, que ha sido transformado en matorrales y pastizales cortos por intervención humana. En algunos sectores hay influencia de neblina nocturna, que favorecen el desarrollo de bromeliáceas epifi tas tales como Barbas de Viejo (Tillandsia usneoides y Tillandsia incarnata) (Hernández-Camacho y Sánchez 1992). En la zona no se encuentra ninguna reserva nacional o privada que proteja el área con todas las especies asociadas tanto de fauna como flora. Las labores de conservación han sido iniciadas por el Proyecto Chicamocha (Fundación ProAves) desde marzo de 2004. El principal objetivo del proyecto es determinar el estatus, la distribución y los requerimientos ecológicos de dos especies de aves endémicas del cañón del Chicamocha y críticamente amenazadas: el Cucarachero de Nicéforo (Thryothorus nicefori) y el Colibrí Ventricastaño (Amazilia castaneiventris), y además, promover actividades de conservación con la comunidad local. El equipo del proyecto cuenta con la participación de biólogos y personas de la comunidad local. El programa de becas para la conservación de especies amenazadas apoyó el estudio “Biología reproductiva y conservación de Zamia encephalartoides en la cuenca del río Chicamocha, Santander” (Gonzales 2001).

Key biodiversity
Hasta el momento la Fundación ProAves ha registrado 168 especies de aves. Se destaca la presencia de dos especies críticamente amenazadas (Renjifo et al. 2002): Thryothorus nicefori y Amazilia castaneiventris. Esta zona también presenta endemismos a nivel de especie y subespecie: Ortalis colombiana, Myiarchus apicalis, Momotus momota olivaresii, Arremon schlegeli canidorsum y Campylorhynchus griseus bicolor.

Non-bird biodiversity: Se han identificado en la zona las especies de vertebrados: Procyon cancrivorus, Cerdocyon thous, Tamandua mexicana, Conepatus semistriatus, Alouatta seniculus, Leopardus tigrinus (NT), Agouti paca, Coendou prehensilis, Dasypus novemcinctus y Pecari tajacu, y de plantas Zamia encephalartoides (VU), Cavanillesia chicamochae, Opuntia tunicata y Melocactus amoens.


Recommended citation
BirdLife International (2019) Important Bird Areas factsheet: Bosques Secos del Valle del Río Chicamocha. Downloaded from http://www.birdlife.org on 21/10/2019.